La asociación exige al Gobierno la tramitación urgente y obligada por Europa la Autoridad de Defensa del Cliente Financiero, la regulación de las acciones colectivas y el Proyecto de Ley de Servicios de Atención al Cliente, además del reglamento del Registro de Asociación de Consumidores

Después de la misiva (ver aquí) que el presidente de ADICAE, Manuel Pardos, envió a la ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, la Asociación ha urgido al Ejecutivo la tramitación urgente y obligada por Europa de tres leyes clave para la reforma global de los actuales sistemas de reclamación en el ámbito financiero: la Autoridad Administrativa Independiente de Defensa del Cliente Financiero, la transposición de la Directiva 2020/1828 de acciones de representación, y el Proyecto de Ley de Servicios de Atención al Cliente.

Este «paquete» de normas pendientes «resulta clave para la resolución de los problemas del consumo y los consumidores en España», como ha destacado hoy Manuel Pardos en Rueda de Prensa, por lo que «urge su puesta en marcha dados los plazos que la UE fijó para la transposición de las medidas que contienen.»

El Presidente de ADICAE ha valorado el actual Anteproyecto de Ley de la Autoridad de Defensa del Cliente Financiero como una buena norma, que además ha recogido en la última versión remitida este Lunes 26 de septiembre muchos de los aspectos que ADICAE había planteado en sus alegaciones al texto inicial (ver alegaciones). Al respecto ha destacado el carácter urgente de su tramitación, habida cuenta además de que en su paso por el Congreso puede recibir las mejoras que resulten necesarias.

Tras el período de audiencia pública han sido varios los cambios que ha sufrido el texto inicial (ver esquema de modificaciones), gran parte de ellos mejorando la norma pese a la posición cerrada de la banca en contra de la misma y a la realidad denunciada por ADICAE respecto a la ineficacia del actual sistema (ver aquí). «Ahora mismo», ha indicado el Presidente de ADICAE, «es imperioso que se dejen de poner palos en las ruedas para sacar adelante esta ley; eso supone evitar debates absurdos como el generado ayer por una errata insignificante, debate que sólo podía beneficiar a la banca».

«ADICAE ya valoró el Anteproyecto de Ley como una medida histórica para resolver todo el actual laberinto de reclamaciones», ha señalado Manuel Pardos, quien ha destacado que «las relaciones de la banca con los clientes han sido y son tormentosas, y esta norma es la ocasión para corregir esa realidad»

«Se trata de normas exigidas por la UE, y cuyos plazos de transposición se encuentran o vencidos (en el caso de la Autoridad) o a punto de vencer (el 25 de diciembre es la fecha tope para trasponer la Directiva de Acciones de Representación)», ha recalcado el Presidente de ADICAE, para quien los cambios que se promueven con esta legislación «no sólo afrontan problemas escandalosos en España» (con los juzgados aún colapsados y con 200.000 demandas judiciales pendientes de resolución por «suelos» y gastos hipotecarios), «sino que propician el cambio al que se vienen negando las entidades financieras tradicionalmente en la forma de relacionarse con su clientela y de abordar los conflictos con los consumidores.»

Abrir chat
1
💬 Consulta tus dudas de consumo
Hola👋
Si tienes cualquier consulta o duda sobre consumo puedes hacerla por aquí