“El mayor negocio de la banca española ha sido siempre la financiación hipotecaria”. El presidente de ADICAE, Manuel Pardos, ha intervenido en el programa ‘Qué me estás contando’, espacio magacine vespertino de EITB, para hablar sobre la situación en la que se encuentra España respecto a las hipotecas. Las últimas estadísticas del INE y de profesionales como los registradores hablan de crecimiento inmobiliario, tanto en la cifra de ventas de viviendas y contratación de préstamos como en el importe de los créditos solicitados.

El precio de la vivienda lleva unos años moderado en contraposición a los picos de la burbuja. Eso hace que los consumidores quieran invertir en un nuevo hogar y ahí es donde juegan su papel los bancos. “El mayor negocio de la banca española siempre ha sido la financiación hipotecaria”, apunta el presidente de ADICAE. Pardos recuerda el carácter emocional del acceso a la vivienda en España. Los consumidores quieren adquirir una vivienda de manera sana y sensata, y “la Legislación española y europea nos garantiza que debería ser así” recalca el presidente de ADICAE.

“La hipoteca es un buen método de financiación sí la persona que lo solicita puede pagarla”, afirma Manuel Pardos. Pero, en caso contrario, es una condena que puede llevar al consumidor y a su familia a un drama que ya vimos durante la pasada década y que no se debe repetir, «un tormento y un desastre para una persona si le han metido en una hipoteca que no puede pagar». La nueva ley hipotecaria impone una serie de reglas más claras que las que había antes del año 2019. No obstante, “muchas de estás disposiciones no se han llevado a cabo, como es endeudar al consumidor no únicamente con la hipoteca, sino con productos bancarios que han sido prohibidos por la nueva ley”, según el presidente de ADICAE.

Seguros, planes de pensiones, tarjetas… Una panoplia de «productos inverosímiles y absurdos» siguen empujando a los consumidores a unas hipotecas insostenibles y abusivas con las que la banca «suspira» por volver a los tiempos de la burbuja. Algo que «sería una catástrofe, como ya lo fue durante la crisis». Es por ello que la banca debe poner en marcha un modelo de negocio más razonable que evite una nueva catástrofe a los consumidores, ya que son los más afectados. Abusos como las cláusulas suelo y los gastos hipotecarios siguen sin ser resueltos por las entidades financieras, y en ADICAE seguimos reivindicando un mercado inmobiliario e hipotecario sano, sostenible y sin abusos para todos los consumidores.

Abrir chat
1
💬 Consulta tus dudas de consumo
Hola👋
Si tienes cualquier consulta o duda sobre consumo puedes hacerla por aquí